14 de diciembre de 2016

Una historia de los viajes en el tiempo - III

Vamos con la tercera entrega de esta historia de los viajes en el tiempo en la literatura, el cine y la televisión. Los años 50 fueron una buena época para la Ciencia-Ficción, por cantidad y por calidad, y hoy veremos unos cuantos ejemplos de ello.



1952 - Todo el tiempo del mundo (All The Time In The World)

Publicado en la revista Startling Stories y emitido, ese mismo año, como episodio de la serie televisiva Tales of Tomorrow de la cadena ABC, este relato de Arthur C. Clarke cuenta cómo unos viajeros del futuro saquean, o ponen a salvo, según se mire, los tesoros de la Humanidad, evitando que sean destruidos por un cataclismo el día de mañana. 


1952 - El Hombre Afectado (The Impacted Man)

En este relato humorístico de Robert Sheckley se emplea el recurso del bucle temporal: el protagonista no puede abandonar su casa, pues cada vez que baja las escaleras es transportado al pasado, reviviendo ese momento una y otra vez. 

1952 - La opción de Hobson (Hobson’s Choice)

Para su relato, Alfred Bester impone una limitación original, que después volveremos a ver en historias como Terminator: sólo el tejido orgánico puede viajar en el tiempo. Los crononautas no pueden llevar con ellos ropas ni objetos, ni sus prótesis o empastes dentales. 

1953 - Estafador temporal (Time Bum)

El relato del malogrado Cyril M. Kornbluth está protagonizado por un timador de medio pelo llamado Harry Calle Veintitrés, que se valdrá de los viajes temporales para engañar a sus víctimas.


1953 - La paga (Paycheck)

Para su relato, Philip K.Dick visita sus temas recurrentes: la incapacidad para distinguir realidad de imaginación y para discernir entre lo que ocurre realmente y lo que transcurre en la mente o en los sueños de sus protagonistas. El protagonista es un brillante ingeniero que ha trabajado durante dos años para la compañía Construcciones Rethrick, pero que no guarda recuerdo alguno de ello al haber firmado una cláusula en la que aceptaba un borrado de memoria para salvaguardar la confidencialidad del proyecto. 

Su sorpresa será mayúscula cuando abra el sobre con su paga y se encuentre, en vez del dinero, con siete simples objetos. A lo largo de la trama se descubre que el protagonista había estado trabajando en una máquina del tiempo, y los objetos irán mostrando su utilidad. 


-2003: Paycheck. Fue adaptada al cine con la película homónima (en España se conservó el título original), producida por Dreamworks, dirigida por John Woo y protagonizada por Ben Affleck y Uma Thurman. El guión sufre algunas modificaciones con respecto al relato de Dick, pero en líneas generales es bastante fiel al mismo.


1953 - Los deseos del rey (The King’s Wishes)

Otro relato humorístico de Robert Sheckley. Un demonio roba los electrodomésticos de la casa donde va a vivir una pareja de novios que están a punto de casarse, para entregárselos a su rey, apareciendo y desapareciendo a través del tiempo. 

1954 - Misterio mayor

Relato del español José Mallorquí (autor de El Coyote), en el que el protagonista viaja al pasado para investigar la verdadera autoría de la obra atribuida a William Shakespeare.


1954 - El Experimento (Experiment)

Un relato muy breve de Fredric Brown, de apenas veinte líneas, en el que se muestra una máquina del tiempo experimental, muy limitada en sus posibilidades, pero que hace desaparecer todo el Universo por una simplísima paradoja. 

1954 - Desayuno en el crepúsculo (Breakfast at Twilight)

En este relato de Philip K. Dick, una casa y la familia que la habita son trasladados al completo a un futuro postapocalíptico que se halla en plena guerra de alcance planetario.



1954 - Autor, Autor (Prominent Author)

Y otro de Philip K. Dick. Un innovador y revolucionario sistema de teletransporte es el origen, por causa de una paradoja cerrada, del libro más influyente de la historia de la Humanidad: la Biblia. 


1954 - Doble indemnización (Double Indemnity)

Robert Sheckley insiste en sus historias de corte humorístico, en esta ocasión sobre un hombre que viaja al pasado para simular un accidente y exigir una indemnización millonaria a su compañía aseguradora. 


1955 - El fin de la eternidad (The End of Eternity)

Considerada una de las mejores -si no la mejor- novelas sobre viajes en el tiempo jamás escritas, la obra de Isaac Asimov plantea la existencia de un plano pantemporal llamado Eternidad, que se extiende desde el siglo 24 (fecha de descubrimiento de Eternidad) hasta el siglo 150.000. Los agentes de Eternidad pueden viajar a lo largo del tiempo, que analizan con un potente computador llamado Computaplex, para introducir pequeños cambios inapreciables que modifiquen la historia muchos siglos después, garantizando así la perpetuación de la especie humana.


El buen doctor se permite incluso bromear con la paradoja del abuelo, indicando que solo interesó a cierta literatura novelesca de mediados del siglo XX, en el que los autores estaban obsesionados con la posibilidad de cambiar el pasado y, en particular, con asesinar a su propio abuelo, porque consideraban la realidad como algo invariable.  

El fin de la Eternidad está relacionada con el universo literario de las sagas Fundación y Robots e Imperio, y reflexiona sobre cómo un posible exceso de celo de Eternidad podría impedir la salida al espacio de la humanidad y la colonización del universo. 


1955 - La Ecuación de Einstein (Target One)

En este relato de Frederik Pohl, unos científicos viajan al pasado para asesinar a Einstein y evitar que el descubrimiento de la energía nuclear, evitando así la 3ª Guerra Mundial. Pohl juega con la idea de que el pasado es inalterable, pues finalmente otro científico diferente a Einstein descubrirá igualmente la energía nuclear y la 3ª Guerra Mundial ocurrirá de todas maneras. 

1956 - Un arma para un dinosaurio (Gun For Dinosaur)

Uno de los relatos más populares de L. Sprague de Camp. Es una historia repleta de acción -y con un cierto corte pulp- sobre un viaje al pasado para participar en un safari que intenta cazar ejemplares de dinosaurio. 



1956 - A través del tiempo y del espacio con Ferdinand Feghoot (Through Time and Space with Ferdinand Feghoot)

En este relato de Grendel Briarton, el protagonista investiga la autoría de la obra de Richard Wagner, pero es el propio compositor quien se ve obligado a viajar al futuro para defenderse de las acusaciones de plagio que pesan sobre él. 


1956 - El informe de la minoría (Minority Report)


Este relato de Philip K. Dick NO trata de viajes en el tiempo en sentido estricto, pero sí de la posibilidad de ver y alterar el futuro desde el presente. Trasncurre en un mundo en el que los agentes de la Unidad de Precrimen de la Policía evitan los crímenes antes de que se produzcan, gracias a tres Precogs, individuos con capacidades precognitivas.

Dick reflexiona también sobre la injusticia inherente a arrestar a aquellos que aún no han delinquido, pues aún son inocentes en ese momento.


Tuvo dos adaptaciones a la pantalla:

-2002: Minority Report. Película dirigida por Steven Spielberg en 2002, protagonizada por Tom Cruise. La cinta fue impactante por su visión de la tecnología futurista, como aquellas célebres pantallas táctiles virtuales que se desplegaban ante el usuario y que éste podía desplazar, girar y ampliar a su antojo con movimientos de las manos.

-2015: Minority Report. Serie de televisión producida por la cadena Fox, que contó con Steven Spielberg como productor ejecutivo. Solo alcanzó diez episodios, pues fue cancelada en mayo de 2016 debido a su baja audiencia. Estaba ambientada once años después de la película, en una época en la que la Unidad de PreCrimen ya habría sido desmantelada.


En la siguiente entrega veremos grandes clásicos como Puerta al verano y Todos vosotros zombies de Robert A. Heinlein, o El gran tiempo de Fritz Leiber. ¡Y aún no hemos dejado atrás los años 50!



Compártelo:

4 comentarios:

  1. Sorprendente lista. Muchas gracias. Ya me he apuntado unos cuantos relatos para leerme después y espero ver las pelis de "El informe de la minoría", de las cuales no tenía idea.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias a ti. Y aún quedan unas cuantas entregas, en breve publicaré la cuarta con otros clásicos como "Puerta al verano" o "Todos vosotros zombis" de Robert A. Heinlein.

      Eliminar
  2. Esperaba con ansias esta entrega y me doy cuenta que en esta ocasión también hay varios títulos que conozco, ya sea leyéndolos o viendo las pelis. Sobre las adaptaciones de los textos de Dick, te puedo contar que me gustan mucho y hasta las tengo en mi colección privada (dvd y blu-ray).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Elwin, yo aún recuerdo el impacto que tuvo "Minority Report" en España cuando se estrenó, por la tecnología futurista que mostraba. Yo tengo pendientes algunos de los relatos citados, pero estoy aprovechando esta serie de entradas para leer muchos de ellos.

      Eliminar

Y tú, ¿Qué opinas?

SUSCRIBIRSE POR CORREO

Recibe las actualizaciones en tu e-mail

Archivo

Seguir en las redes