3 de julio de 2015

Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.) - Elisa Cotarelo

Resumen: El recién nombrado inspector Alfredo Vega se enfrentará en su primer caso a un complicado rompecabezas: el hallazgo del cadáver de un hombre al reformar un piso en Valladolid, escondido tras un armario empotrado. Identificarlo solo es el principio, pues el caso se enreda con tramas de préstamos, prostitución de lujo y una misteriosa mujer involucrada que parece haberse vuelto totalmente invisible. 


Título: Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.)

Autora: Elisa Cotarelo, escritora autopublicada española y licenciada en Ciencias Policiales. Ejerció como inspectora de la Policía Nacional durante una larga carrera, aunque en la actualidad está retirada. En KindleGarten la conocimos con "El peligro de llamarse Nerea"

Año de publicación: 2015

Género literario: Ante todo es una novela Negra y Policíaca, con un argumento de Suspense que, por la realidad que muestra, puede considerarse también una historia dramática. Como novela policial, destacan por su rigor y realismo en el retrato de la labor de la Policía Nacional española. 

Continuando con el estilo iniciado con su anterior novela, la citada "El peligro de llamarse Nerea", Elisa Cotarelo vuelve a ofrecer un noir marcado por su principal seña de estilo: el verismo, el rigor, la plausibilidad a la hora de mostrar cómo desarrolla una investigación el Cuerpo Nacional de Policía español: las férreas limitaciones legales y judiciales, la enervante carencia de medios (ni unos tristes ordenadores que funcionen medio bien), las presiones desde las esferas superiores... y un retrato realista de las personas que hay tras los funcionarios, de la vida diaria dentro de la institución, de las dificultades de sus miembros para conciliar su vida privada con su trabajo, así como las discriminaciones que pueden sufrir dentro del Cuerpo por cuestiones como su opción sexual.


Si "El peligro de llamarse Nerea" se desarrollaba en su mayor parte en Oviedo, en su segunda novela Elisa Cotarelo ubica la acción en Valladolid. Para los amigos de fuera de España, Valladolid, llamada coloquialmente Pucela, es la ciudad más grande del noroeste español. Tiene unos trescientos mil habitantes, y además de por su carácter histórico y monumental, es conocida por su pujante industria, entre la que acoge una famosa fábrica de automóviles Renault. Se encuentra muy bien comunicada, a poco más de dos horas de Madrid, donde transcurre parte de la investigación policial de esta novela. 

Del mismo modo, Elisa Cotarelo introduce otros cambios tanto argumentales como estilísticos. "Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.)" combina tres puntos de vista narrativos: Un comienzo y un epílogo relatados por una narradora omnisciente en tercera persona; un bloque central con narración en primera persona por parte del protagonista, el inspector Alfredo Vega; y una narración en primera persona, también en retrospectiva, por parte del personaje de Adela Rey, que se inserta a modo de relato enmarcado, con la joven hablando ante un dictáfono. 

Y ya que hemos citado dos personajes, veamos el argumento y el papel de cada uno: El protagonismo se reparte entre el actor principal, el joven inspector Alfredo Vega, y una joven llamada Adela Rey, cuyo papel estará lleno de ambigüedades y claroscuros, cambiando a lo largo de la novela el concepto y la imagen que de ella tendremos. Alfredo tiene unos treinta años, es licenciado en Psicología e inspector de Policía recién ascendido, siendo "el caso del emparedado" el primero de su carrera como Inspector de Homicidios. 

Plaza mayor de Valladolid, en un día gris invernal

Los medios de comunicación bautizan así el caso por su origen: un hombre de mediana edad aparece emparedado en un piso de Valladolid, dentro de un armario empotrado, durante unas reformas. El piso estuvo en alquiler durante años, pasando por él diversos inquilinos, con los que la anciana propietaria no formalizaba contrato, dificultando aún más la investigación policial. El cadáver pertenece a Joaquín Perea, un agente de seguros de Mafre (una de las mayores aseguradoras española, la mayor tal vez) natural de Peñafiel (una pequeña localidad vallisoletana, de unos seis mil habitantes), al que se le encuentra, en un bolsillo, un recorte de periódico con un anuncio por palabras cuyo texto da título a la novela: Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.).

Este texto es un anuncio de servicios de prostitución, que identifica a una mujer, por lo general casada, que ejerce solo en ese horario, cuando su marido no se encuentra en casa. Es en realidad un McGuffin: conduce la trama hacia adelante, pero no es el elemento más relevante de la misma.

Como veremos, el finado Joaquín Perea mantenía una relación con la mentada Adela Rey, y los lectores iremos construyendo nuestra imagen de ambos a medida que lo hacen el inspector Alfredo y sus  compañeros, interrogando testigos, recabando testimonios de vecinos, conocidos, compañeros de trabajo y familiares, obteniendo extractos bancarios y registros de llamadas telefónicas... Además de mostrar cómo transcurre realmente una investigación policial en España, sus formalismos y cauces legales, permite a Elisa Cotarelo reflexionar sobre la construcción de la identidad de una persona, del concepto que de ella nos creamos viéndola desde fuera, etiquetándola en función de impresiones sesgadas y juicios de valor basados en prejuicios, que más tarde se confrontarán con la versión de la propia Adela. La oposición entre la imagen pública de Joaquín Perea y Adela Rey y la realidad de sus vidas privadas dan al tramo final de la novela un gran dramatismo.

La céntrica Plaza de Colón, en Valladolid, referida varias veces en la novela

Pues ese es otro de los méritos de la autora: Como ya mostró en su anterior trabajo, puede dotar a sus historias de un gran contenido dramático, a través de las intrahistorias, de las vidas de sus personajes, y en este caso la de Adela Rey es una historia de heroína trágica, casi salida de una novela de Dickens. Asimismo, su retrato del perfil de un maltratador "de método" y de una relación de pareja asimétrica, en la que una persona anula completamente a la otra, sometiéndola física y psicológicamente, resulta sobrecogedor por su crudeza y por la angustia que transmite.

Personalmente creo ver en las obras de Elisa Cotarelo un cierto cariz de novela de tesis, pues ambas juegan con la misma idea, que "El peligro de llamarse Nerea" lucía en la reseña: las personas tienen vida pública, privada y secreta. Nuestra cara pública puede esconder secretos privados inconfesables, como el vecino amistoso y simpático de las noticias, el que "siempre saludaba", que un buen día mata a su mujer y después se suicida. La vida secreta, como muestra el amor prohibido y clandestino de Alfredo Vega, es aquella en la que somos realmente libres, sin ataduras sociales ni morales, pero que no puede salir a la luz y comprometernos ante el juicio moral de la Sociedad. Ello, Yo, Superyó. 

Como novela policíaca, "Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.)" cumple la misión principal del género negro: resultar interesante, mantener el suspense y la atención, conservar al lector pegado al texto pendiente del desarrollo de la investigación y conocer el desenlace y resolución del caso. El mérito de la autora es lograrlo sin recurrir a tiroteos, persecuciones de coches, peleas ni carreras por callejones en pos de sospechosos. De hecho no hay acción espectacular ni secuencias truculentas, y las escenas de maltrato físico o de asesinato se narran en retrospectiva sin recrearse en detalles morbosos.

Catedral de Nuestra Sra. de la Asunción, Valladolid (S. XVI)

La trama, por supuesto, es todo lo compleja y enredada que exige el género, con hilos argumentales que se ramifican, llevan a vías muertas o se separan para volver a unirse hasta que todo encaje. Para los exigentes, comentar que al final no quedarán hilos sueltos y todo encajará para resolver un rompecabezas en el que caben desde simples defraudaciones a Hacienda, violencia doméstica, fortunas de procedencia inexplicable, prostitución de lujo y una trama de préstamos con usura.

Narrativamente posee un texto limpio, sencillo pero con escapadas líricas, y con descripciones medidas, que complementa el tono de la historia al desembocar en una lectura cómoda, que no ralentiza la trama y a la vez permite que el personaje principal, el mentado inspector Alfredo Vega, desgrane sus pensamientos y sentimientos, sus cuitas personales, que lo humanizan y lo ofrecen como la persona que es más allá del Cuerpo de Policía. Sobre él pesa un sino, un halo premonitorio, pues en los capítulos introductorios sabremos que está suspendido de empleo y sueldo a consecuencia de su participación en el caso que desarrolla la novela, por lo que saber lo que pasó, qué error cometió, qué le llevó a la suspensión, será uno de los mayores motores de la novela.

Decir que es un punto resuelto con oficio por Elisa Cotarelo, y que está plasmado sin estereotipos, al igual que el resto de personajes y situaciones. Como ya comentamos, el gran logro de la autora es construir sus historias, escenarios y elenco en una ambientación realista, reconocible, que los lectores españoles podemos sentir como propios, sin necesidad de trasplantar clichés de factura estadounidense. 

El río Pisuerga, a su paso por Valladolid

En "Ama de casa sale de compras (de 9 a 12 a.m.)" no debe buscarse, eso sí, un thriller al uso o una novela negra hard-boiled, cínica y violenta. Su autora ha optado por el realismo, cercano al costumbrismo incluso, por desarrollar tanto una historia creíble y por indagar en las emociones y los sentimientos de sus personajes, afianzando un estilo que comenzó a perfilar en su ya citada "El peligro de llamarse Nerea", y que combina el conocimiento directo del mundo del Cuerpo Nacional de Policía con una habilidad notoria para la narrativa dramática. 

Dónde conseguirla: Puede adquirirse en Amazon, en formato electrónico, por 0,99€

Enlaces de interés: En Wattpad puede leerse el primer capítulo de manera gratuita. También disponéis de una entrevista con la autora en el blog Jimena de la Almena, y de otras reseñas en los blogs A leer que son dos días y Always in our own world


Con esto concluiríamos por ahora, aunque la novela daría para mucho más. Ha sido placer descubrir que Elisa Cotarelo continúa su trayectoria como escritora, y que ha mantenido el estilo personal presentado en su anterior trabajo. Así que desde aquí mi agradecimiento por haber contado con KindleGarten de nuevo y mis ánimos a continuar escribiendo. Nos leemos!


OTROS LIBROS DE ELISA COTARELO EN KINDLEGARTEN:

"El peligro de llamarse Nerea"

Compártelo:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Y tú, ¿Qué opinas?

SUSCRIBIRSE POR CORREO

Recibe las actualizaciones en tu e-mail

Archivo

Contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *