16 de octubre de 2014

Las pesquisas de un cadáver amnésico - Silvia Márquez Comino

Resumen: Joan Fredolic aparece muerto en la empresa de transportes de su padre, en medio de un escenario rocambolesco. Su cadáver, o mejor dicho su espíritu, que no recuerda cómo murió, acompañará al sergent Perales, policía a cargo del caso, y a otros estrafalarios personajes, en sus pesquisas por la ciudad de Barcelona, intentando descubrir el modo en que murió y, lo más importante, por qué. 

Pesquisas cadaver amnesico


Título: Las pesquisas de un cadáver amnésico

Autora: Silvia Márquez Comino. Escritora y bloguera. Ha escrito mucho, y aún lo hace, para el público infantil, aunque ahora está centrada en la novela. También colabora en un programa de radio llamado Cuarto Cuarta.

Año de publicación: 2014

Género literario: Es una novela negra y policíaca, pero escrita con un sentido del humor muy fino e irónico, que retrata de forma satírica el conjunto de la sociedad. Su estilo se mueve entre el surrealismo y el neorrealismo, con pinceladas costumbristas. 

Silvia Marquez Comino
[fuente: FB de la autora]

"Las pesquisas de un cadáver amnésico" es la primera novela de Silvia Márquez Comino, y sale a la venta en Amazon el 16 de octubre de 2014. Es decir, hoy mismo. Así que estáis ante la primera reseña-primicia de KindleGarten, que ha sido posible gracias a la cortesía de la autora. Muchas gracias, desde aquí, a Silvia Márquez.




La novela está ambientada en Barcelona, y las diversas localizaciones que sirven de escenario a los acontecimientos son reales y pueden ubicarse con este mapa de localizaciones. Como curiosidad, "la casa de los chicos", situada en el Carrer de Santa Eulàlia, 41, en L'Hospitalet del Llobregat, fue el domicilio de la autora mientras escribía este libro, como cuenta en esta entrevista. [es un PDF] Podéis ver el vídeo en este enlace. Además aparecerán lugares icónicos de Barcelona como la Sagrada Familia, la Diagonal, la Plaza de las Glorias, las Ramblas, el Monte de Montjuïc o la Universidad. 

Se divide en diez capítulos, y transcurre en ocho días. Está narrada en primera persona, por un narrador participante, que tiene una función más de testigo y cronista que de protagonista propiamente dicho, pues debemos tener en cuenta que, en todo momento, está muerto


Pesquisas cadaver amnesico
[fuente]

Este es el punto fuerte de "Las pesquisas de un cadáver amnésico": la originalidad. Silvia Márquez tiene un estilo que rápidamente evoca al de dos barceloneses universales: Manuel Vázquez Montalbán y Eduardo Mendoza. Me explico: Al igual que ellos, es capaz de radiografiar la vida cotidiana de la ciudad y de sus gentes a través de un sentido del humor muy delicado y de una ironía cáustica y mordaz. 

No es una novela que busque la carcajada, su humor es mucho más sutil, y se lee con una sonrisa permanente por la gracia con la que Silvia Márquez va desgranando tanto las tribulaciones cotidianas de los barceloneses (el turismo masivo y las aglomeraciones que provoca, los peajes despiadados, el tráfico) como las andanzas de Joan, el difunto protagonista, y el resto de personajes que aparecen a lo largo de la trama. 

Como ya comenté, se mueve entre el surrealismo y el neorrealismo, en concreto el del cine de Luis García Berlanga o el más surreal de Álex de la Iglesia, con su manera de hacer humor a través de la crítica social (incisiva pero entrañable) y del costumbrismo. Veamos la historia para hacernos una idea:

El narrador, Joan Fredolic, era un joven poco afortunado, mediocre en sus estudios, sin éxito con las chicas y con una escasísima vida social. Aparece muerto y mutilado en la nave de Transportes Fredolic, la empresa familiar, en la que trabajaba durante los veranos, vestido con una túnica blanca, rodeado de lo que parecen elementos rituales, de un toro y de una piscina plegable. Su caso se le asigna al sergent Perales, un antiguo Policía Nacional reconvertido en Mosso d'escuadra [la policía autonómica catalana], aficionado a construir maquetas navales y adicto a la bollería industrial. Sus pesquisas le llevan a la Universidad de Barcelona, donde entra en contacto con Emma, una estudiante que lo pondrá sobre la pista de una disparatada secta, que podría tener relación con la muerte de Joan. 

Pesquisas cadaver amnesico
[fuente]

Joan, en espíritu, fantasma o alma, es testigo de todo lo que ocurre, pero no puede intervenir en modo alguno, y asiste perplejo a nuevos detalles sobre su muerte, y sobre su vida, que no paran de sorprenderle y deprimirle cada vez más, a medida que descubre las pobres opiniones y conceptos que otras personas (que ni se imaginaba) tenían de él. Impagable el momento en el que, acompañando a Perales, acude a su antigua casa y ve a sus padres. Ahí cree que su perro le ve y se alegra, para quedarse chafado cuando éste salta a través de él para perseguir al gato del vecino. 

Todo el elenco que desfila a lo largo de "Las pesquisas de un cadáver amnésico", a caballo entre el esperpento valleinclaniano y el surrealismo, permite acercarse a la realidad barcelonesa, y cada personaje está trabajado con mimo y con profundidad: el sergent Perales, que aprendió catalán tras cuarenta años viviendo en Barcelona para incorporarse a los Mossos, aunque aún lo pronuncia mal ("Sarchén" por "Sergent", "Sipplau" por "Si us plau"), adicto a la bollería industrial de la que se suministra sobre todo en Las Torres, el bar de Manolo, un gallego que le fía la cuenta y que trabaja a destajo; el señor Armengol, el payés [campesino] propietario de Cañete, el toro que aparece en la escena del crimen, que es muestra del carácter y la forma de ser del medio rural catalán; su perro Bitxo, que tiene papel en la historia en una escena divertidísima; las vecinas cotillas, los estudiantes...


Pesquisas cadaver amnesico
[fuente]

Es imposible no simpatizar con el desastroso Joan y su autocompasión, o con el sufrido sarchén Perales, que recorre Barcelona y alrededores padeciendo su tráfico infernal ("Nos comimos el atasco habitual de la Ronda Litoral, al que se añadieron todos esos coches que salen de la nada en cuanto empiezan a caer cuatro gotas") y sus peajes ineludibles ("los cuatro euros de nada del peaje de los Túneles de Vallvidrera"), con el colesterol disparado por el consumo indiscriminado de bollos ("Bollería industrial de verdad, de la que viene envuelta en bolsita de plástico") y que apenas pisa su casa. El relato de Silvia Márquez y los personajes que lo protagonizan son una forma excelente de conocer la Barcelona real, la que está fuera de los circuitos turísticos en los que millones de personas la invaden al año:

"Así que subí dando un tranquilo paseo hasta ser atravesado por todos y cada uno de los cincuenta japoneses que bajaban atropelladamente de su autocar armados con sus cámaras de fotos para fusilar al símbolo de la ciudad desde ángulos que ni el mismísimo Gaudí sería capaz de reconocer en una foto."

Pesquisas cadaver amnesico
Barcelona vista desde el Montjuïc. En primer plano, el monumento a la sardana
[baile típico catalán] que aparecerá en la historia. Al fondo, el peculiar edificio Agbar.

Como novela policíaca, "Las pesquisas de un cadáver amnésico" funciona muy bien, y Silvia Márquez opta por comenzar la trama de una manera sencilla para ir después complicándola y enrevesándola, marcando el punto crucial la visita del sarchén Perales a la Universidad y su encuentro con Emma, momento en que se incorporan a la historia ésta y Juanjo, que harán sus propias investigaciones paralelamente a las de Perales, y a partir del cual entra en el juego el hilo argumental de Zulatla, una extraña secta relacionada (o no), como ya comentamos, con la muerte de Joan.

El ritmo ágil y ameno, unido a una extensión moderada, hacen que la novela sea una lectura rápida y agradecida, a la que contribuye una trama bien hilada, sin vías muertas y cuyas piezas encajan sin esfuerzo, sin piruetas. Los diálogos son vivos y fluidos, mientras que las escenas más truculentas quedan atenuadas por el omnipresente humor, de manera que se convierte en un libro apto para un amplio público, sin entrar en el terreno de la novela negra más cruda. 

Pesquisas cadaver amnesico
El turismo masivo, que atesta Barcelona y complica bastante la vida
de sus residentes habituales, aparecerá retratado también en la novela.

Para mi gusto personal, sin olvidar la excelente trama y el argumento policíaco, lo más destacable de la novela sigue siendo el aguzado sentido del humor de su autora, del que no se libra absolutamente nada ni nadie. Cada personaje, por secundario que sea, cada situación y cada escenario pasan por la mirada satírica de Silvia Márquez que, para decirlo coloquialmente, "le saca punta a todo". Esta capacidad de observación y análisis de la realidad, que como ya dije me recordó a los titanes Mendoza o Vázquez Montalbán, puede convertirse en la seña de la identidad de la autora y hacerla conectar fácilmente con el público proclive al humor neorrealista (el clásico "es gracioso porque es cierto").

En resumen, "Las pesquisas de un cadáver amnésico" es un debut notable para su autora, Silvia Márquez Comino, y una lectura placentera y muy divertida, donde el humor y la intriga de una historia policíaca-detectivesca van de la mano para mostrar, de manera irónica y satírica, la vida diaria de esa apasionante ciudad que es Barcelona y de sus gentes. Es una novela para leer sonriendo y para sentir simpatía y un poco de lástima por sus protagonistas, cada cual por sus circunstancias, pero sobre todo ellos el sufrido cadáver Joan Fredolic.

Y recordad que el libro está a la venta en el momento en que lees estas líneas, por ahora en formato digital, y en el futuro en formato papel. 

Ficha técnica:

Título: Las pesquisas de un cadáver amnésico
ASIN: B00OA6IQ6U
Fecha de la edición: 16 de octubre de 2014
Formato: Digital, para Amazon Kindle
Tamaño del archivo: 1191 KB
Longitud de impresión: 145
Idioma: Castellano
Precio: 1,18 euros sin límite de dispositivos. 
Enlace para adquirirlo: AMAZON

También podéis obtener más información en el Twitter de la autora @SilviaMarCom, en su FaceBook, en su blog Las Últimas Palabras, y en el blog oficial de la novela. Por cierto, el sarchén Perales tiene su propia cuenta de Twitter. Y la usa :)

Por mi parte es todo. Muchas gracias una vez más a Silvia Márquez por enviarme un ejemplar. Y gracias también a todos, por apoyar a los autores autopublicados. Nos leemos!


Compártelo:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Y tú, ¿Qué opinas?

SUSCRIBIRSE POR CORREO

Recibe las actualizaciones en tu e-mail

Archivo

Seguir en las redes